Lujuria zombi 3

Diario de la pandemia. Día 482 —Pues no está buena ni nada, la zombi… ¿Seguro que funciona? —No puede fallar… Si ellos lo hacen… Luego te esperas un rato y se vuelve humana… Lo dice la ciencia… —No sé yo… —Solo quedamos nosotros dos… Así están las cosas: o hacemos algo o nos volvemos maricones… ...

Milivatios y megaterios

En un viejo rancho, el matrimonio formado por Martha y Benjamin vivía con calma y sencillez en medio de ninguna parte. Su único sobresalto había sido Bill, un hijo tardío cuya concepción había sido motivo de gran alegría hacía ya quince años. Desde entonces, la pareja se había propuesto conseguir para él lo que a ...

Caricias animales

Una de sus manos siempre se sobrepasaba cuando me creía dormida. Sin llegar a lo inmoral pero rozando lo escandaloso. Sobre mi cintura, sobre uno de mi antebrazos, sobre mi cadera. Un peso leve hecho de piel nidia y suaves ventosas sobre mis escamas, ligeramente fosforescentes tras absorber la luz de los astros durante las ...

Transatlantic Express

—¡¡Más carbón!! —grita entre carcajadas maníacas el profesor Lidenbrock, y yo alimento con mi pala el hambriento vientre de la perforadora mientras me pregunto cómo pudo convencerme de que su plan loco para unir Europa y América iba a hacernos de oro.

El relatívoro 6

Sé que es la pesadilla de más de un escritor, pero ninguno se ha animado a contarlo. ¿Quién iba a creerle? Los pocos que se atreven a mentarlo lo llaman el relatívoro. Se trata de un diminuto tisanuro emparentado con el lepisma o pececillo de plata, pero de conducta mucho más sofisticada. Apenas visible, habita ...

Canción apocalíptica 1

Providence Bright, ocultista, descubrió una arcana llamada para los Antiguos. Quería sacarles del fondo oceánico, pero necesitaba que las palabras fueran pronunciadas por una multitud. Se hizo productor musical. Y así, la canción del verano trajo el fin del mundo: “Tekeli-li, mi corazón, Tekeli-li, te quiero yo”.

Cactusada 5

Lo peor que puede pasarte con un cactus es ser su compañero de celda. Es una experiencia sumamente perturbadora. En la soledad de la celda el tiempo se ralentiza. Un compañero normal podría ayudarte a romper el tedio, pero los cactus no son muy habladores. Simplemente están allí. Tarde o temprano te giras para ver ...

La Era ASAP

Millones de zombis corean La Internacional el uno de mayo. Empresarios francotiradores les disparan convenios colectivos. Al día siguiente obreros liberalizados acuden obedientes a su puesto de trabajo. —— “La Era ASAP” pertenece al libro “Esa bella melodía” de Pedro Escudero Zumel. Editorial 23 escalones, 2010. ISBN: 978-84-15104-48-3.

Cálculo de probabilidades 4

Durante dos kilosegundos decenas de miles de copias nuestras han estado explorando todas las ramificaciones. En un 46,8% de los casos la conversación, y con ella nuestra relación, acaba de forma abrupta, tal vez por un malentendido, quizá por simple incompatibilidad de carácter. El 21,7% de las veces bailamos, lo pasamos bien y no volvemos ...

Caduci(u)dad 5

Aunque fuera a codazos, he logrado salir de la Estación de Transmigraciones. Una multitud enfervorizada bloqueaba el acceso al portal que comunica con la Avenida principal de Caduci(u)dad. ‘Seguramente estén apurados por la cuenta atrás de sus cronobilletes, 5 minutos se agotan a poco que te descuidas’ he pensado. Maldita prisa. Los días en que ...