Arruga

Contempla en el espejo su vientre plano, la suave curva de sus caderas, sus pechos erguidos que parecen escapar del influjo de la gravedad. Se deleita con su cara, enmarcada en una melena rubia demasiado escandalosa para ser natural. Se siente orgullosa de su nívea sonrisa, de la nariz fina adornada con un pequeño brillante ...

El viajero

Para los compañeros de las Bibliotecas Municipales de La Chata, Chamartín y Vallecas Villa Aburrida de permanecer siempre en la misma novela insulsa de amor y lujo, el personaje decidió traspasar las tapas del volumen y saltar al libro adyacente en la estantería de la biblioteca. Aterrizó en un relato de espías, y, tras recorrer ...

En mi piscina

En mi piscina habita el fantasma de un niño ahogado. Se acurruca en un rincón y con mirada triste me suplica que la llene.

Gira a la derecha

-Gira a la derecha más adelante. La indicación, como siempre, había sido sucinta y clara; no obstante, la maniobra de la chica al volante resultó errónea de nuevo. Casi al instante compuso un gesto que semejaba un ritual y murmuró, temblorosa: -Lo siento. Me he vuelto a despistar. El enésimo suspiro de la mañana resonó ...

Ocaso

Estaba con los niños viendo el boletín de noticias en la tele cuando entró su mujer a avisarles. -Es la hora. ¿Vamos afuera? -¿Está todo listo? -Sí –respondió la mujer quedamente. -Vamos. Serios y callados, ambos padres condujeron a sus excitados retoños a la terraza, donde estaban dispuestas las sillas y una mesa con tres ...

Regresión

El ruido del camión de la basura no podía amortiguar la monótona cantinela del serrucho atravesando la carne y los huesos. Inmerso en su tarea, se embelesaba contemplando la libertad que adquirían los elementos al descuartizarlos, al desparramarse, descomprimidos, sobre la mesa. Ya había forrado por completo las paredes de las habitaciones, y también los ...

Las ciudades dentro de las ciudades

Por encima de todo están las ciudades. Y luego, las ciudades dentro de las ciudades, en las que nada es realmente lo que parece y las cosas tienden a engañar al ojo no preparado. E incluso existen las pequeñas ciudadelas, que permanecen ocultas hasta para las criaturas que se esconden entre las sombras y los ...

Casa y dietas incluidas

– Y esta.. ¡Ramírez, Rodríguez! ¡Hagan sitio! Esta será su litera. – Ya veo. – Los ranchos salen de esos caños a las dos y media y a las ocho y media. Tiene diez minutos para comer, si no volviera a su puesto de trabajo en ese tiempo se le castigaría con dos días de ...

Juegos de cama

Giró sobre él con maestría, como si estuviese danzando en el viento. Su compañero no esperaba menos, pero volvió a sentir la admiración que aquella mujer le provocaba. Era la pareja perfecta. Las caricias iniciales habían sido delicadas, sensuales. Manos masculinas habían recorrido sin prisa los muslos y el terso vientre de ella; manos femeninas, ...

Mesías del beat alienígena

“¡¿Dónde está mi avión que despega desde la terraza de mi propia casa?! ¡¿Por qué no puedo ir de vacaciones al espacio por menos de 20 millones de euros?! ¡¿Por qué no hay un robot trabajando en la oficina mientras yo navego en mi submarino individual?! ¡¿Dónde están las autopistas que dirigen a los coches ...